-
-
1.365 m
835 m
0
29
57
114,46 km

Skoðað 257sinnum, niðurhalað 10 sinni

nálægt León, Castilla y León (España)

León - Barrios - La Cándana - La Vecilla - Hoces de Valdeteja - Valdeteja - Genicera - Hoces de Vegacervera - Robles - León

1 comment

  • mynd af alberto Villena

    alberto Villena 31.5.2019

    Ruta por las Hoces de Valdeteja y de Vegacervera. Es una ruta difícil, pero que ofrece paisajes impresionantes. Las dificultades estriban en la pendiente acumulada y, especialmente, en el mal estado del firme en la carretera que une ambas hoces, entre Valdeteja y Genicera.
    Se inicia el recorrido por la N-621, antigua carretera León - Santander, subiendo el alto de Castrillino y luego recorrido quebrado hasta Barrios de Nuestra Señora. Aquí se toma la LE-321 hacia La Vecilla, por la Cándana, en el valle del río Curueño. En ambos tramos el firme está en buen estado (mejor en la LE-321 hasta la Vecilla).
    En esa población se sigue por la LE-321 hacia Valdepiélago. A partir de la Vecilla el firme está bastante deteriorado, muy rugoso, botoso y con algunos baches, lo que hace más duro el avanzar, con una pendiente muy constante entre el 2% -4%. El recorrido es espectacular, encajonándose el río entre macizos calizos. Merece la pena disfrutar de la cascada de Nocedo y del paso por las hoces de Valdeteja.
    Casi al final de éstas se encuentra el desvío hacia las hoces de Vegacervera, que pasa por las poblaciones de Valdeteja, Valverde, Genicera, Lavandera, Pedrosa y Valverdín. En el medio se encuentra la Collada de Ubierzo, que es el punto más elevado del recorrido.
    Este trayecto se recorre por una carretera estrecha, con buen asfalto hasta Valverde, y con pendientes sostenidas del 6% al 8%. A partir de Valverde el firme está en muy mal estado, muy descarnado y con baches mal reparados. Este estado aún empeora tras coronar la collada de Ubierzo, de forma que la bajada hasta el cruce con la LE-315 es francamente peligroso: recomiendo no coger velocidad porque hay curvas complicadas y abundantes baches y gravilla suelta.
    De todas formas, el paisaje en este tramo es tan bonito, con macizos calizos impresionantes, que merece la pena recorrerlo.
    Al final del descenso (unos 6 km), se encuentra el cruce con la LE-315 y se toma dirección hacia las hoces de Vegacervera, siguiendo el curso del río Torío. El firme está en buen estado en todo el tramo y es mayormente descendente (-2% a -3%). Tras pasar las hoces se llega a Robles de y aquí se sigue hacia León, por la misma LE-311, que ha sido recientemente reasfaltada y dispone de buen un arcén.
    Si es necesario, se puede parar a avituallarse en Felmín o en Robles.
    ¡Buena vuelta!

You can or this trail